El ministro de Relaciones Exteriores armenio se reunió en Siria con el presidente Bashar al Assad

President-al-Assad_Nalbandian-1Una delegación armenia encabezada por el ministro de Relaciones Exteriores, Edward Nalbandian, se encuentra de visita oficial en Siria y fue recibida por el presidente de ese país, Bashar al-Assad.

Durante la reunión, ambas partes subrayaron la importancia de las arraigadas relaciones históricas entre Armenia y Siria, basadas en el patrimonio cultural y civil mutuo, y destacaron la necesidad de fortalecer estas relaciones en forma continua para favorecer los intereses de los dos países y de la región.

Nalbandian manifestó su preocupación por la violencia imperante en Siria, que hace cuatro años está envuelta en un conflicto que produjo cientos de miles de víctimas, y particularmente por la situación de la comunidad armenia de allí.

“El pueblo sirio le ha dado una mano a mis compatriotas que huyeron del genocidio. Siria se convirtió en un refugio y la segunda patria para ellos. La impunidad conduce a nuevos delitos. Los crueles crímenes de los terroristas de hoy lo demuestran. Hemos sido testigos de nuevos actos de violencia, barbarie, por los que millones de sirios, entre ellos decenas de miles de armenios, se ven obligados a emigrar nuevamente. La Iglesia de los Santos Mártires Armenios en Deir-el-Zor, que guarda reliquias de las víctimas del Genocidio Armenio y se convirtió en un santuario para los armenios de todo el mundo, también sufrió ataques de los terroristas. Esto crea un enlace simbólico entre los crímenes contra la humanidad del pasado y del presente. Estamos constantemente preocupados por la población civil de Siria, incluyendo los armenios y otras minorías. En este sentido, me gustaría expresar nuestra gratitud a las autoridades sirias para la actitud cuidadosa hacia la comunidad armenia y nuestro patrimonio cultural”, declaró Nalbandian.

El presidente Bashar al Assad, por su parte,  elogió la posición de Armenia respecto al conflicto sirio y señaló que el sufrimiento que los armenios experimentaron a lo largo de su historia, hoy lo está viviendo el pueblo sirio.

Compartir